top of page

Taĉmento: el juego de cartas de los tercios españoles


¡Bienvenido al Tercio Viejo!


NAC Wargames, la firma de juegos de guerra de Masqueoca, nos trae un juego de cartas con los tercios españoles como protagonistas y donde nosotros seremos el maestre de campo que los llevará a buscar la victoria. El juego ha sido diseñado por José Manuel Neva (que actualmente se encuentra terminando de diseñar un juego sobre los héroes de Baler al que tenemos muchas ganas de probar) y promete diversión en menos de 10 minutos y de 1 a 2 jugadores.



El juego viene en una cajita de muy buena calidad y la presentación es excelente. El juego trae textos tanto en español como en inglés para públicos internacionales. Dentro de la caja tenemos 55 cartas, 2 libritos de reglas (uno en español y otro en inglés), un folleto de agradecimiento de los autores y 1 carta coleccionable de NAC Wargames.




Aunque Taĉmento (que significa "regimiento" en esperanto por si te lo estabas preguntando) sea un juego de cartas sencillito de jugar, gran parte de su fortaleza radica en lo inmersivo que es el juego. Las reglas propiamente dichas podrían ocupar una sola página por ambas caras pero gran parte de la gracia del juego es que tiene su propio hilo narrativo y progresión y el manual nos irá acompañando por varias fases de nuestra carrera en los tercios. Comenzamos con la instrucción inicial y el sargento mayor nos da la bienvenida con el peculiar castellano de la época. Luego pasaremos a hacer maniobras para poner en práctica las reglas y, por último, pasaremos a estar bajo el mando de El Gran Capitán por distintas batallas históricas.



El sargento mayor nos da la bienvenida al Tercio. Esta es tan solo una de las interacciones que tendremos con él durante el transcurso de nuestra carrera.

El modo Maniobras es como se llama el juego para 2 jugadores donde cada uno dispondrá de su propia escuadra de soldados representados por las cartas de juego con un maravilloso arte de Emilio Gómez y Rafa Siquer, adaptadas de unas ilustraciones de Yolanda Alcaine.



En este modo de 2 jugadores, nuestra meta es conseguir prisioneros del oponente, preferiblemente con más puntos que ellos. Disponemos las cartas en una matriz de 3×4 en el centro de la mesa y tenemos la posibilidad de mover las cartas que ya están en la mesa o de introducir alguna de las cartas de nuestra reserva. Todas las cartas tienen flechas en sus bordes que indican su dirección de movimiento y es de aquí donde se genera gran parte de la estrategia del juego ya que la colocación de las tropas es indispensable para salir airoso del encuentro.


Si optamos por mover una de las tropas que ya están en la mesa, tomaremos la carta correspondiente y la colocaremos al principio de la fila o columna en la que se encuentra. Luego, empujaremos todas las cartas en una de las direcciones indicadas por las flechas de la carta elegida, desplazándolas en esa dirección y dejando la matriz de 3×4 nuevamente.

Por otro lado, si decidimos introducir una carta de nuestra reserva (nuestra mano), realizaremos el mismo movimiento, pero en este caso, una de las cartas abandonará la matriz y volverá a nuestra reserva si la tropa es nuestra o la haremos prisionera si es tropa enemiga. Al capturar 3 prisioneros, el juego termina y se cuentan los puntos. Hay cartas más valiosas que otras como el capitán o los tambores y pífanos con lo que queremos evitar que sean capturadas con facilidad.


Podemos jugar la versión de 2 jugadores tantas veces queramos, claro, pero realmente la "chicha" del juego está todo en sus modos en solitario que son el modo instrucción y el modo campaña.



Una disposición típica del juego. En este caso, la batalla de Pavía en 1525.

El modo instrucción es la forma de jugar más versátil del paquete. Nos genera objetivos y disposiciones de manera aleatoria haciendo que cada partida sea diferente. A diferencia del modo maniobras para 2 jugadores, aquí tendremos que mover las tropas formando patrones indicadas por las cartas de objetivos. Cuantos más patrones formemos antes del límite de turnos, mayor puntuación.


Por último, tenemos el modo campaña que toma como fundamento las reglas del modo instrucción e iremos pasando por varias batallas históricas desde la batalla de Ceriñola (1503), pasando por Pavía (1525) llegando hasta el legendario final de los tercios: Rocroi (1643). Estos son escenarios fijos que van aumentando en dificultad y hay un total de 7. El juego dispone de un sistema de puntuación global de la campaña que nos otorga un rango militar dependiendo de cuántas batallas hemos ganado y lo bien que lo hemos hecho. Esto hace que la campaña sea muy rejugable, intentando alcanzar mejores puntuaciones cada vez que lo intentemos.


España mi natura, Italia mi ventura, Flandes mi sepultura.


En general, Taĉmento es un juego muy divertido y fácil de jugar. Al ser una baraja de cartas, también es muy fácil de transportar y llevar a cualquier parte. Obviamente, para jugadores más experimentados se puede hacer un poco corto o demasiado sencillo. Aparte, aunque el manual hace un buen trabajo de darte contexto y sabor histórico a tus partidas, el juego sigue siendo altamente abstracto en su presentación con lo que tendrás que "imaginarte" las batallas y eso puede ser un contra para algunos. Aún así, como juego de cartas es diferente, adictivo y muy accesible y se lleva nuestra recomendación si te apetece iniciarte en el mundo de juegos de mesa modernos, especialmente de temática histórica y bélica. Cabe destacar su atractivo precio de 9,99 así que es una compra muy fácil de justificar.


Si quieres comprar tu propia copia, puedes consultar con tu tienda especializada en juegos de mesa o adquirirlo directamente de la editorial Masqueoca.





39 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


logo transparency feathered.png
bottom of page